febrero 21, 2024
MÁS NOTICIASNOTICIAS

Charlie Hebdo caricaturiza a los mulás iranís

Charlie Hebdo seleccionó 35 dibujos de los 300 recibidos, enviados de países como Irán, Estados Unidos, Turquía, Suecia o Australia. La revista no designó un ganador para “no quitarles valor a los otros”, añadiendo que el premio es algo que no tiene precio, “la libertad, simplemente”.

Coincidiendo con el ataque islamista que diezmó a su redacción, la revista satírica publica un número especial donde figuran las caricaturas seleccionadas de un concurso internacional titulado #MullahsGetOut (“Mulás, fuera”), en apoyo a las manifestaciones contra el régimen iraní.

Ocho años después de la masacre de la redacción de Charlie Hebdo, la revista no ha perdido ni las mañas ni el coraje. Este miércoles publica un número especial “7 de enero” (fecha del atentado) con los resultados de un concurso de caricaturas lanzado el pasado 8 de diciembre. La consigna es darle “una paliza a los mulás” [clérigos en el islam] en momentos en que continúan las manifestaciones desatadas por la muerte de Mahsa Amini, una joven kurda de 22 años que falleció en septiembre tras ser detenida por la policía de moralidad por infringir el estricto código de vestimenta del país.

Una de las indicaciones dadas por Charlie Hebdo para ver su caricatura seleccionada consistía en dibujar la caricatura más “divertida y maliciosa” de guía supremo de la República Islámica, el ayatolá Ali Jamenei.

“Los dibujantes tienen el deber de apoyar la lucha de los iraníes que luchan por su libertad, ridiculizando a este caduco líder religioso y enviándolo al basurero de la historia», afirmaba la revista en su invitación.

Para Charlie Hebdo, este concurso es “una forma de mostrar nuestro apoyo al pueblo iraní, que se juega la vida para defender su libertad frente a la teocracia que lo oprime desde 1979. También era una forma de recordar a la gente que las razones por las que los caricaturistas y editores de Charlie fueron asesinados hace ocho años siguen siendo desgraciadamente relevantes hoy en día”.

Charlie Hebdo seleccionó 35 dibujos de los 300 recibidos, enviados de países como Irán, Estados Unidos, Turquía, Suecia o Australia. La revista no designó un ganador para “no quitarles valor a los otros”, añadiendo que el premio es algo que no tiene precio, “la libertad, simplemente”.

Las caricaturas muestran a mujeres con el pelo suelto burlándose o atacando a un clérigo.

“Lo que a menudo se retrata es la rebelión de las mujeres, con dibujos que invierten los papeles: las mujeres hacen a los mulás lo que les hacen a ellas”, explica Riss, director de la redacción de Charlie Hebdo en declaraciones a Libération. “Algunas son gráficamente interesantes, otras son divertidas, como aquella en la que vemos a una mujer orinando sobre un mulá. Es sencillo, directo. Puedes sentir que es realmente un dibujo liberador», afirma.

En cuanto a si la revista teme represalias, Riss responde a la cadena FranceInfo: “No, porque no es la primera vez que se dibujan caricaturas sobre los ayatolás. Tampoco es blasfemia, seguimos teniendo derecho a dibujar lo que queramos. Quizá no les guste, pero no importa. En los días siguientes sufrimos ataques informáticos para intentar bloquear el sitio. Se suele atacar a Charlie Hebdo cuando hay cosas así, no es nuevo”.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad